lunes, 21 de septiembre de 2009

ETERNAS SENSACIONES


Se fugó la paz a tierras lejanas
dejando al alma dormitar en puro invierno,
ya murieron las flores hermosas,
los cantos en noches de estío percibidos.
Ya no existe la risa inocente,
aquella que con alegre sonar
tocaba campanillas en corazón bullicioso.
Ya llegó la fúnebre sombra,
ya, el viento helado, que a su paso,
deja triste rastro de muerte y desesperanza,
convirtiendo sentimientos
en muecas de horror y desolación.

Dónde se marcharon mi fé, mi alegría,
mis ansias de vida, los años de espera.
Dónde se ocultaron tus dulces palabras,
convertidas en versos en mis ansiados oídos,
que calmaban el miedo a vivir,
que con suavidad llevaban al alma
delicadas y hermosas canciones
durmiendo a los monstruos que en ella nacían.

Perdidos en el tiempo; sentimientos de ternura,
palabras que endulzan el puro vivir,
miradas que invitan, que hablan de amores,
ilusión al vernos en medio del "todo",
corazón desbocado al escuchar tu voz.

Más éstos te buscan y ya no te encuentran,
yerran el camino o éste se ha borrado,
quizás ocupado por voces ajenas,
manos más suaves o experiencias nuevas.
Y otra ilusión llamará a tu puerta;
viejos conocidos ya no caben en tu alma,
sí voces renovadas, ilusiones nuevas,
que llenen de orgullo, placer y deseo,
construyendo nuevos sueños en los que navegar.

Molestan los ojos que hundidos te miran,
molesta el contacto que al cruzarnos surge,
molestan caricias, halagos sinceros,
molesta hasta el aire que hoy se respira.
Furor te producen mis lágrimas amargas,
los llantos eternos de éstos mis ojos,
furor mi congoja, mi tristeza, mi pena;
surcos en los ojos que ahora te observan.
Desazón de un corazón roto,
qie intenta recomponer sus pedazos
a golpe de repetidos suspiros.

Me vence el miedo a perderte,
compartir la propia vida con gente extraña,
palabras y frases que sepan a engaño,
disculpas pasadas a lomos del horror.

¿ A qué saben los besos que nunca me diste,
por siempre añorados aún sin nacer?.
Besos espontáneos, dulces, sin mesura.
¿ A qué,tus caricias, roces de dulzura,
ésas que encandilen las dulces mejillas,
que hacen florecer primaveras en el rostro;
bellas amapolas en campo de olivos?.

Más, ahogado queda el grito,
sumido en total desconsuelo,
la angustia que en la voz prendía
quedó reducida a la nada.

Que melancólica nace la mañana,
que triste y eterna la tarde,
que oscura y aterradora la noche...
Vivir sin tenerte; tu presencia al lado
y, sin embargo, percibir el vacío en tu mente.

Y, a pesar de todo, sigue ardiendo mi llama,
ésa que por tí no se extingue,
que perdurará en los años como luz eterna;
ésa que no pierde la esperanza
de ver brillar en unos ojos de miel,
la ilusión y la sonrisa de un joven;
aquel tímido joven que por mí moría.

10 comentarios:

AnaLaprof dijo...

que vuelva tu primavera...
que venga la brisa fresca...
que traiga tus ansias
y tu ilusión.
Que siga ardiendo la llama...
Un beso, amiga.

JORGE dijo...

Seguro estoy que volverá a brillar el sol en tu horizonte hoy sembrado de nostalgia. Quizá sea el mágico cruce de los astros o tal vez el camino caprichoso del calendario, pero estos días invitan a la nostalgia, a la búsqueda de rincones dormidos en el alma. Me pregunto si no haya sido la lluvia, esa amiga lánguida que acaricia el cristal con su reloj macilento, que tanto nos hace empapar de recuerdos, quizá la primera hoja caída como ilusión desprendida del alma; la despedida de la luna cenital de estas noches de estío... no lo sé.. pero cierto es que ... ahora, esas eternas sensaciones a las que aludes, se están preparando para florecer de nuevo con los pájaros, con la luz, con el viento, allá, allá lejos, en marzo, cuando de nuevo el arcoiris presida todo el escenario de paz que propones...

josealfonsomartínez dijo...

Te contesto tarde. Discúlpame. Estuve fuera, durante todo el mes pasado.
Gracias por adentrarte en mi calleja. Te linkeo directamente. Nos conoceremos.
Un beso.

JOSE FUENTES dijo...

Hola Marimer.
Aunque no sea el marco más adecuado para ello, sí que quisiera felicitarte por tu honomástica y desearte lo mejor en este día.

Mi abrazo más cariñoso y mi felicitación más sincera te envío.

Anónimo dijo...

Gracias, Ana; las ilusiones aunque nuevas o renovadas siempre son bien recibidas y yo las espero con los brazos abiertos.Siempre
Un besazo

marimer dijo...

Querido jorge, sí debe de ser éso.
La lluvia que recorre los rincones del alma arrastrando a su paso las vivencias que dejaron amargura en ella o quizás el adormecer del corazón que tras la coraza se refugia esperando primaveras eternas.
Un beso
Marimer

Anónimo dijo...

Gracias Jose alfonso, por visitar el blog y comentarme.
Como ya te dije, me encantó tu blog pero todavía no lo he puesto en mi lista,aunque lo haré para que lo conozcan también desde aquí.
Te espero cuando quieras.
Un abrazo

marimer dijo...

Jose Fuentes.¿eres quien yo creo?
Gracias por la felicitación, no esperaba menos de tí, tú siempre tan atento.
Te tomo el abrazo y aunque no ha sido de los mejores días de mi vida, gracias por los deseos, que es lo que importa.
Un abrazo también para tí.
Marimer

AnaLaprof dijo...

Agáchate, marimer... y primorosamente recoge los cachitos ...guárdalos...son inocentes y ya verás... la magia aparecerá llenando de margaritas tus rincones.
Aupa!!

marimer dijo...

Esperando la magia vivo, esperando el renacer en el corazón de nuevas ilusiones que colmen mi vida; que hagan volar en el alma mariposas multicolores y eleven mis sentimientos al más allá.
Gracias por los deseos.
Un beso